La Buena Cocina es una marca registrada de natureOffice Paraguay, Nature Office S.A., 2017

¿Cómo funciona?

La Buena Cocina es un proyecto de protección climática. Por sus características califica como proyecto de tipo Voluntary Emissions Reductions; Reducción de Emisiones Voluntaria. Es de alto impacto social y se ubica en Paraguay, en el departamento de San Pedro. Este tipo de proyectos nacen y se aplican para compensar emisiones CO2 generadas en actividades económica, aunque últimamente cada vez más, muchas personas también lo hacen de carácter personal.  

El principio

El principio se basa en compensar las emisiones de CO2Vender un producto o fabricarlo, cenar en un restaurant, prestar un servicio, conducir un vehículo, hospedarse en un hotel, en fin todo genera dióxido de carbono. 
Ser Clima Neutral significa, que todas estas emisiones de CO2 generadas a partir de la actividad que se realiza son calculados y compensados vía un proyecto de protección climática como es éste: La Buena Cocina. 

La problemática local

En Paraguay 90% de las familias siguen cocinando con leña y carbón a fuego abierto, con una pésima eficiencia energética, pues se pierde mucho calor. Al reemplazar el fuego abierto por una cocina hecha de materiales, la familia utiliza menos leña para cocinar. Menos leña es igual a menos deforestación, menos fuego, menos humo en la casa, menos contaminación, menos enfermedades respiratorias, más higiene y salud para la familia.

Aunque parezca poca cosa, con esta simple acción de modificar la forma de cocinar en 300 familias evitarán 12.600 toneladas de CO2 en 7 años de uso del fogón. Utilizar estas cocinas permite ahorrar durante el proceso de cocción hasta 4 kilos de leña por día por familia. Menos leña equivale a menos fuego, menos fuego a menos humo y menos humo a menos dióxido de carbono en el ambiente.

Cuando una empresa compensa sus emisiones de CO2, lo que hace es:
1. Ayudar a que más familias tengan acceso a estas cocinas.
2. Protege el medio ambiente.


La compensación se produce cuando la empresa o persona determina la cantidad de CO2 que produce en un año. Luego calculamos que cantidad de cocinas deben funcionar durante siete años para que se eviten la misma cantidad de CO2 que generó la persona y/o empresa con su actividad económica en ese año.
 

Todos podemos colaborar

Cualquier actividad económica puede sumarse a reducir sus emisiones.
Si tu crees que el cambio surge de la acción de cada uno, te invitamos entonces a sumarte a La Buena Cocina desde una mirada de la Responsabilidad Social Empresarial, colaborando con las comunidades más necesitadas. 

La Buena Cocina abre nuevas posibilidades para todos los sectores económico que persiguen la RSE en cualquiera de las siguientes formas:

1. Cuidado del medio ambiente.
2. Mejorar la calidad de vida de otros paraguayos. 
3. Verdadero involucramiento con la comunidad.


Así de simple y fácil es colaborar y ayudar a otros. 

Menos leña, menos fuego, menos humo

Aquí podemos observar una ama de casa que presenta su nuevo fogón y luego nos muestra como ella cocinó siempre en su casa.

Recibiendo su fogón